Saltar al contenido

Trucos para mantener perfecta el agua de tu hot tub

  • por

No se puede usar un hot tub sin agua, por lo que podemos decir que pensamos mucho en el agua por aquí. Cuando se trata de tu bañera, estos son nuestros consejos para el uso del agua: cómo conservarla, con qué frecuencia cambiarla, cómo limpiarla y más.

Agua salada o agua dulce

Los hot tub de leña están pensados para el uso en un ambiente marino intenso, lo que significa que puedes llenar tu bañera con agua salada de manera segura. Tanto el agua salada como el agua dulce son excelentes opciones para llenar tu bañera y, según la fuente de agua que tengas disponible, una podría ser más accesible y deseable que la otra.

El agua salada es más suave, lo que la convierte en una excelente alternativa para las personas con piel sensible. También es inodora y se puede bombear directamente desde el mar. El agua salada se puede drenar directamente al mar y no requiere tratamientos químicos frecuentes para mantenerla limpia. ¿El único inconveniente? No está disponible si no estás en la costa.

El agua dulce se puede bombear desde cualquier suministro disponible (incluida el agua de lluvia que se haya recolectado) o llenarla directamente con una manguera. Requiere cambios de agua y / o tratamientos más frecuentes para mantenerla limpia, pero está más disponible como fuente de agua y, al igual que el agua salada, se puede drenar y reutilizar para otros usos, como regar el jardín. Solo ten en cuenta que si has utilizado tratamientos químicos para el agua, el agua debe neutralizarse antes de drenar a otros entornos sensibles.

Con qué frecuencia cambiar el agua

Para un uso normal y con el uso de la tapa tu agua debe cambiarse  cada una o dos semanas. Para el uso diario, puedes usar el agua sin químicos cambiando el agua con más frecuencia (cada 3 o 4 baños), o agregar químicos para desinfectar tu agua de manera segura y mantener la longevidad de su llenado. Algunos tratamientos de agua, como la plata natural, pueden mantener el agua limpia de forma orgánica durante más tiempo.

¿Y el agua salada? El agua permanecerá limpia, se seguirán requiriendo cambios de agua poco frecuentes según el nivel de uso. Por lo general, los clientes renuevan el agua salada cada 7-10 días.

Cómo tratar tu agua

Si solo te sumerges cada dos fines de semana, tu hot tub no requiere tratamientos de limpieza químicos. Esto se debe a que, a diferencia de los jacuzzis eléctricos que siempre están encendidos, el agua vuelve a la temperatura ambiente cuando no está en uso y evita el crecimiento de bacterias.

Pero si planeas usar tu tina por períodos de tiempo más largos, querrás mantener el agua lo más fresca posible. Un enfoque preventivo es siempre la mejor opción para mantener limpia la bañera y maximizar el disfrute. Cuando se mantiene limpia, el agua se mantiene fresca durante más tiempo y pasarás menos tiempo drenando y limpiándola.

Estos son nuestros consejos para ti antes de usar tu jacuzzi de leña:

Dúchate de antemano: al igual que en el baño estilo onsen japonés, date un buen exfoliante antes de meterte en el agua. Pule tu piel con un exfoliante para eliminar las células muertas de la piel y otros microorganismos, y asegúrate de enjuagar cualquier residuo de los productos que hayas usado.

Enjuaga tus pies: Un par de chanclas son útiles para caminar hacia tu jacuzzi. Ayudan a proteger tus pies (¡y la bañera!) de la suciedad, el barro, la hierba y otros desechos. 

Evita los detergentes fuertes para la ropa: si puedes, lava y seca tu bañador sin el uso de detergentes fuertes o productos químicos. Cualquier residuo que quede en tu bañador también se transferirá a tu bañera.

Trata de no derramar líquidos: esto es una obviedad, pero ya sea que estés bebiendo un refresco o incluso comiendo mientras te bañas, asegúrate de evitar derramar alimentos o bebidas en tu hot tub.

No te pongas lociones o aceites: productos como aceites, jabón y lociones bronceadoras contaminarán la claridad de tu agua haciéndola turbia y propensa al crecimiento de bacterias.

Cuando se trata de tratar el agua, puedes optar por algun tratamiento natural o con productos químicos. Mantener tu tina libre de químicos es completamente posible, solo tendrás que limpiarla con más frecuencia.

¿Debo utilizar productos químicos en mi jacuzzi de leña?

Agregar productos químicos al agua es una elección personal que tiene pros y contras. Nosotros no recomendamos usar productos químicos, puedes mantener tu hot tub libre de productos químicos mediante mantenimiento y rellenando el agua con regularidad, si estás indeciso aquí tienes lo bueno y lo malo.

Ventajas del uso de productos químicos

Los agentes de limpieza como el bromo o el cloro pueden ayudar a mantener el uso de agua entre sesiones, por lo que llenaras tu bañera con menos frecuencia, lo que significa que conservarás el agua durante un período de tiempo más largo. (Ten en cuenta que también puedes volver a llenar tu bañera o reutilizar el agua para regar tu jardín, con productos químicos o no, siempre que uses un neutralizador primero).

Debido a que puedes desinfectar y limpiar el agua rápidamente, puedes usar la bañera con más frecuencia.

Los productos químicos como el bromo y el cloro son relativamente fáciles de usar y no requieren sistemas de filtración complicados.

Puedes comprar la mayoría de los agentes de limpieza online, los productos químicos ayudan a desinfectar el agua con más frecuencia, lo que significa que su agua será menos propensa a las bacterias.

Contras de usar productos químicos

Los productos químicos suelen ser caros, dependiendo del agente de limpieza que prefieras comprar, y si usas tu tina con frecuencia, deberás reemplazar tus agentes de limpieza con más frecuencia.

Los productos químicos pueden irritar la piel.

Los agentes de limpieza emiten gases (que es completamente normal y así es cómo funcionan), pero el olor puede persistir y rodear el ambiente de la bañera.

Dependiendo del agente que utilices o de la combinación de productos químicos que consideres ideal, puede ser difícil encontrar el equilibrio adecuado, dado que la alcalinidad y el pH cambiarán según la fuente de agua.

Existe mucha información confusa sobre los jacuzzis y el uso de productos químicos. ¿Cómo sabes lo que es adecuado para ti? La mayoría de las veces puede ser complicado y terminamos haciendo prueba y error.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *